Papeles de trabajo N° 36 (15-10-15)

DECLARACIÓN DE LA CONFERENCIA MUNDIAL DE LOS PUEBLOS SOBRE CAMBIO CLIMÁTICO Y DEFENSA DE LA VIDA

Esta declaración reúne nuestro pensamiento y sentimiento, y es nuestra propuesta para las negociaciones internacionales de las Conferencias de Partes de Naciones Unidas sobre cambio climático, medio ambiente, desarrollo sostenible y otros escenarios relevantes, así como para la agenda permanente de los pueblos para la defensa de la vida.

El mundo está siendo azotado por una múltiple crisis global que se manifiesta en una crisis climática, financiera, alimentaria, energética, institucional, cultural, ética y espiritual y en un estado de guerra permanente. Esto nos señala que estamos viviendo una crisis integral del capitalismo y de un modelo de sociedad. Para sobrevivir, la humanidad tiene que liberarse del capitalismo porque conduce a la humanidad hacia un horizonte de destrucción que sentencia a muerte a la naturaleza y a la vida misma.

Tenemos que poner en marcha un nuevo modelo civilizatorio que valore la cultura de la vida y la cultura de la paz, que es el Vivir Bien. El mundo precisa transitar hacia la visión holística del Vivir Bien, profundizando la complementariedad entre los derechos de los pueblos y los derechos de la Madre Tierra, que implica construir una relación de equilibrio entre los seres humanos con la naturaleza para restablecer la armonía con la Madre Tierra. El Vivir Bien en armonía con la Madre Tierra es el nuevo modelo de civilización para preservar la comunidad de vida, donde la Madre Tierra es un ser vivo sagrado y no un objeto para la explotación de los seres humanos.

Hoy, los pueblos del mundo nos sublevamos contra un sistema capitalista que promueve los negocios ambientales, la mercantilización y la privatización de las funciones ambientales de la naturaleza, que son y deben seguir siendo un bien común de los pueblos. Nos sublevamos contra el capitalismo que es la causa estructural del cambio climático y que pretende someter los ciclos vitales de la Madre Tierra a las reglas del mercado bajo el dominio de la tecnología capitalista.

(…) La humanidad no debe vivir sin valores y sin principios éticos. La humanidad no puede vivir soportando la imposición de un solo modelo económico, político, social y cultural. La humanidad no debe vivir separada en clases, dividida por élites políticas y bajo religiones y creencias impuestas a la fuerza, bajo visiones que separan a los seres humanos de la naturaleza y rompen el equilibrio entre los seres vivos. (…).

  10 puntos contra el cambio climático:

 1- Adoptar un nuevo modelo “civilizatorio” en el mundo, sin consumismo, “guerrerismo”, mercantilismo ni capitalismo, construyendo y consolidando un orden mundial para el “vivir bien”.

2- Construir un sistema climático basado en la responsabilidad con la Madre Tierra y con la cultura de la vida, para la realización plena de la humanidad, en su desarrollo integral.

3- Incentivar la protección de los derechos de la Madre Tierra, de forma articulada con los derechos de los pueblos para su desarrollo integral.

4- Defender los bienes comunes y universales, como mares, agua, espacio atmosférico, promoviendo el acceso de los pueblos al patrimonio común.

5- Abogar por la eliminación de patentes de las tecnologías y el reconocimiento del derecho humano a la ciencia y tecnología de la vida.

6- Pedir a los gobiernos del mundo concebir el agua como un derecho humano.

7- Constituir un Tribunal Internacional de Justicia Climática y Madre Tierra, “para facilitar que los países cumplan sus compromisos internacionales con el cambio climático”, en un contexto de respeto a los derechos de los pueblos y de la Madre Tierra.

8- Destinar los recursos de la maquinaria militar de las potencias imperiales y de los promotores de la guerra, para financiar las acciones de los pueblos contra el cambio climático, es decir, “en vez de que gasten plata en guerras, más bien nos den plata para cuidar el medio ambiente”.

9- Erradicar la mercantilización de la naturaleza y de los mercados de carbono, que promueven millones de negocios climáticos, pero no resuelven el problema de la crisis climática.

10- Promover la descolonización de los recursos naturales, de visiones coloniales ambientales sesgadas, y que ven a los pueblos del sur como guardabosques de los países del norte, y a las comunidades, como enemigos de la naturaleza.

Ver documento completo en: http://www.alainet.org/es/articulo/172967

Advertisements
This entry was posted in Uncategorized. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s